Courtois, el mejor portero del Mundial de Rusia’18

courtois besa el escudo

La FIFA le concedió el Guante de Oro al mejor portero del Mundial de Rusia’18. No fue a recogerlo el día de la final pero sí se supo y publicitó por el videomarcador mientras caía una aguacero de mucho cuidado sobre los jugadores franceses y croatas durante la entrega de premios y medallas. Y mientras el presidente Putin pasaba a la posteridad con una foto espectacular: el único de todos los asistentes que durante un buen rato fue resguardado de la lluvia por un atento y solícito brazo que sostenía un paraguas que destacaba entre el resto de hombros y rostros bañados por el torrencial líquido vital que caía del cielo.

Courtois fue reconocido con ese premio como el mejor del torneo. El guardameta belga realizó un muy buen campeonato, con una actuación particularmente buena en los cuartos de final frente a Brasil. Realizó intervenciones para todos los gustos pero, sobre todo, destacó una parada en los últimos instantes del encuentro a disparo del brasileño Neymar que sacó a córner a mano cambiada en una estirada, arriba, de gran plasticidad. Esa intervención evitó el segundo gol de la canarinha que habría supuesto el empate a dos en el marcador. Los belgas, con su fantástico cancerbero, consiguieron pasar a semifinales donde una sólida Francia les eliminó por la mínima, con un remate de cabeza al primer palo del blaugrana Umtiti.

pickford_b
El inglés Pickford, durante uno de los partidos del Mundial de Rusia’18

Otro que a nuestro entender optó también a ese galardón fue el galo Lloris, muy sobrio y consistente durante todo el campeoanto y con algunas actuaciones muy meritorias en alguna de las eliminiatorias. Realizó una parada en los cuartos a remate de cabeza del uruguayo Cáceres que rivalizó en dificultad y belleza con la anteriormente citada de Courtois. Un error clamoroso en la final al intentar recortar con el pie frente a Mandzukic y que supuso el definitivo 4 a 2 favorable a los franceses le negó la posibilidad de auparse con ese sensacional trofeo. En  cualquier caso, ambos rayaron a un gran nivel en un Mundial donde dominaron las defensas y la táctica por encima de la imaginación y el talento individual. Solo Hazard y algún destello de Kane, Griezmann, el propio Messi o Neymar pueden rescatarse de un torneo que se recordará sobre todos por sistemas ultra-rocosos y poblados, apuntalados en un 5-3-2 que podía mutar a un 3-5-2 en ataque.

Pickford, de Inglaterra, también estuvo a muy buen nivel si bien a nuestro entender hoy por hoy este joven guardameta todavía se encuentra un peldaño por debajo de los mejores del mundo, especialmente por unas cualidades técnicas algo toscas.